Cómo y por qué utilizar lenguaje inclusivo en tu copywriting

¿Cuántas veces has recibido en tu correo un email que te trata en masculino, aunque no seas hombre? O peor, un correo que dejaba claro que la empresa ni siquiera se había molestado en saber tu género.

En este artículo te ayudamos a entender qué es el lenguaje inclusivo, cómo usarlo en copywriting y, sobre todo, por qué hacerlo.

El lenguaje inclusivo en la comunicación digital: retos y soluciones

Lamentablemente, el “Bienvenido, Mari Carmen” es el pan de cada día en la comunicación de las empresas. Sin embargo, cada vez hay más marcas que empiezan a ser conscientes de la necesidad de identificar bien a su público al dirigirse a él y de utilizar lenguaje inclusivo en comunicación digital.

¿Por qué nos hace falta una comunicación inclusiva?

Está claro que necesitamos una comunicación libre de estereotipos y prejuicios que sea respetuosa con los colectivos vulnerabilizados. El lenguaje amplía o estrecha la realidad y podemos ser actores activos en la transformación social. Además, también es una herramienta cada vez más importante para las marcas.

Cuidar el lenguaje con el que nos presentamos en redes sociales, por ejemplo, puede contribuir en la eficacia de la estrategia de la comunicación digital. Invisibilizar a tu público por culpa del lenguaje provoca excluir a un público potencial de tu marca y tu producto.

A veces, sin embargo, nos surgen dudas. ¿Cuándo hablar de comunicación inclusiva y cuándo de lenguaje? Como podrás imaginar van de la mano, pero no son exactamente lo mismo. Es importante utilizar una comunicación libre de prejuicios que apueste por la inclusión (comunicación inclusiva) y perfilar tu lenguaje identificando a qué público te diriges (lenguaje inclusivo).

Cuándo aplicar lenguaje inclusivo

El abanico de “inclusividad” es muy amplio y te invitamos a que hagas ejemplo de una comunicación que apueste por la pluralidad. Utiliza, siempre, una comunicación con perspectiva de género, de discapacidad o diversidad funcional, pro-LGTBI, anti-racista y anti-prejuicios étnicos y culturales. Y luego, según el público al que vaya especialmente dirigido tu producto, utiliza palabras y términos clave que enfoquen tu copy a tu buyer persona. ¿Todavía no lo entiendes? No te preocupes, te lo enseñamos con ejemplos.

Aunque el lenguaje inclusivo parezca una tendencia anglófona cada vez se ve más en la comunicación hispana. Las marcas son cada vez más conscientes de la importancia de utilizar un lenguaje acorde a lo que representan y a su público.

Ejemplos de lenguaje inclusivo

Sephora, por ejemplo, apuesta por una belleza más allá de fronteras de géneros y es muy consciente de que referirse a su público en masculino genérico no tendría sentido. En sus redes sociales en español utiliza la “x” para sustituir sufijos de género.

Así, “amigos” se transforma en “amigxs”. Además, fíjate que tienen cuidado de anunciar a las “ganadoras” del concurso que organizan, a sabiendas que las personas premiadas por su concurso son mujeres.

Empresas jóvenes y modernas como Platanomelón o Tinder emplean el mismo tipo de terminología y se apoyan en la “x”.

Otras empresas y organizaciones, como Lush o Oxfam Intermón, prefieren utilizar la barra para hacer un desdoblamiento. Así “amigo” se transforma en “amigo/a”:

Pero tenemos un problema. Estas marcas, a pesar de su buena intención, están cometiendo fallos. ¿Te imaginas cuáles pueden ser? Te damos una serie de prácticas útiles para que puedas evitarlos.

 

Prácticas útiles para implantar una comunicación inclusiva en redes sociales

  • Define tu público:

Evita formas con matiz de género y omite el masculino genérico: puedes apostar por el desdoblamiento (“Hola chicas y chicos”), lanzarte al lenguaje no binario (“Hola chiques”) o emplear sustantivos genéricos (nada de “cliente” o “clienta” sino “clientela”)

  • No asumas nunca el género o la identidad de los usuarios online
  • No utilices emojis de género y racializados
  • Incluye descripciones en fotos y subtítulos para vídeos
  • Soluciones NO recomendables:

Elimina la arroba de tu lenguaje inclusivo (“Hola chic@s”). Vuelve locas a las máquinas, que interpretan la @ como un símbolo de correo electrónico o mención en redes sociales y puede llevar a errores graves. Además, da un aspecto antiguo a tu comunicación y demasiado informal.

Aunque hemos visto lo mucho que se utilizan ahora la “x” (“Hola chicxs”) y la barra (“Hola chicos/as”) no son recomendables porque confunden a procesadores de texto. Además, son imposibles de pronunciar y no son leídos por los sistemas automatizados de transcripción auditiva.

¡Tu texto acaba perdiéndose!

La evolución de la comunicación hacia el lenguaje inclusivo

¿Es que “ya no se puede decir nada” o “ya no se habla cómo antes”?

Seguro que habrás escuchado más de una vez quejas contra el lenguaje inclusivo y la expresión de que “ya no se puede decir nada”. Para sorpresa de nadie, la Real Academia Española es reacia a aceptar cambios en el lenguaje.

La RAE está en contra del lenguaje inclusivo y no admite cambios. Pero, aunque a veces nos olvidemos, la RAE no es prescriptiva sino descriptiva. ¿Qué quiere decir? Que únicamente recomienda usos, no tiene por qué modificarlos. ¡Recordemos que es la misma organización que defiende que escribamos guasap y no whatsapp!

Como hemos visto, aunque existan quejas ante el lenguaje inclusivo, no se nos puede pasar por alto en copywriting. La comunicación inclusiva ayuda a perfilar tu contenido para tu target de audiencia clave.

Pero cuidado: proyectar una imagen inclusiva gracias a nuestra comunicación tiene que ser transversal a la marca. Detrás de la redacción tiene que existir un compromiso no-sexista, no-racista, etc.

Aparte del bien común que ello supone, fíjate en el backlash actual a las empresas que “utilizaron” el Black Lives Matter para situarse en primera plana pero que no han acompañado la línea de comunicación inclusiva con valores empresariales que la apoyen (como L’Oréal).

 

 

Este artículo ha sido escrito por nuestra gran amiga Varvara Vedia. Esta mitad suiza y mitad española es nuestro principal referente en cuestiones de género.

Graduada en periodismo por la Universidad de Málaga y Máster en Estudios de Género por la Universidad de Ginebra , trabaja actualmente como copywriter en Barcelona para The Mind Hub Company. Es una auténtica experta y te animamos a contactar con ella para resolver dudas o compartir opiniones.

¡Muchas gracias amiga!

 

REFERENCIAS GENERALES:

 

UX Writing y el lenguaje inclusivo, por Eloy Urarte

 

Todas, tod@s, todxs, todes: historia de la disidencia gramatical, de la columnista lingüística Elena Álvarez Mellado.

 

Una guía completa e institucional sobre cómo utilizar la comunicación inclusiva del Ayuntamiento de Barcelona.

 

La importancia de utilizar un lenguaje inclusivo en tu comunicación corporativa, de Leticia B. Díaz para la Agencia Best.

 

Como resumen desde la Fundéu: “Las lenguas son de quienes las hablan, Dejemos que las sociedades avancen y apoyemos ese avance con los recursos que tenemos a nuestro alcance.”  Si tienes dudas te recomendamos esta breve guía de la Fundéu sobre todo lo que está pasando con el lenguaje inclusivo.

 

Para seguir aprendiendo te dejamos algunas páginas en inglés para analizar y reflexionar sobre el tema:

 

https://blog.hootsuite.com/gender-inclusive-social-media/

https://www.com616.com/blog/an-inclusivity-checklist-for-social-media

https://www.microsoft.com/design

https://medium.com/@access_guide_/pocket-guide-for-inclusive-social-media-a5cf94ac4f57

https://www.un.org/es/gender-inclusive-language/guidelines.shtml

 

 

1 Comment

Post A Comment